Estado actual de la producción de lácteos en México

En 2017, México se posicionó en el lugar número 9 como productor de leche a nivel mundial, además de estar en la no tan sana quinta posición como importador de lácteos.

Los lácteos, representan la tercera actividad agropecuaria en el país, y son Lala, Alpura y Nestlé los principales productores en México.

En 2016, la producción fue de 11 mil 607 millones de litros de leche; con un consumo per cápita de 124 litros al año; asimismo, en 2017 dicha generación creció un 1.70 por ciento, equivalente a 11 mil 804 millones de litros.

De acuerdo con un análisis del sector lácteo de la Secretaría de Economía (SE), “la demanda de leche y derivados incorpora un cambio en los hábitos de consumo hacia productos que contribuyan a mejorar las condiciones de salud de la población, no solamente con productos lácteos reducidos en grasa o azúcar, sino con la disponibilidad en la ingesta de componentes como vitaminas, pre y probioticos o fibra, en general con componentes que no proceden directamente de la leche de vaca, pero que adicionados o modificados representan un opción funcional para mejorar la dieta de los consumidores, no sólo por lo que aporta la leche como alimento, sino lo que obtiene en la industrialización y transformación en quesos, yogurts y en leches industrializadas”.

En México, los productos lácteos como los quesos y los yogurts, así como las leches industrializadas (pasteurizada, ultrapasteurizada y en polvo), ocupan los primeros lugares de comercialización, manifestando una tendencia hacia el abastecimiento de las zonas urbanas, ya que estas poseen vías de comunicación accesibles y concentran grupos con niveles de ingreso más altos, en contraste con las zonas no urbanas, donde el consumo de lácteos se limita principalmente a leche bronca y productos artesanales.

Finalmente, se prevé que para el año 2021 el 1.9 por ciento del total de ventas de productos lácteos se realicen a través de internet.

Fuente: Merca2.0